19 C
Dominican Republic

40 % de los internos en cárceles tradicionales duermen en el suelo, según informe

Publicado

NOTICIAS CONFIRMADAS, SANTO DOMINGO. – La Oficina Nacional de Defensa Publica (ONDP) presenta el Primer Informe «Condiciones de Detención y Prisión 2021», con los hallazgos a partir de las visitas realizadas por la Comisión Carcelarias cada semana durante el 2021, en el contexto de la situación que viven los privados de libertad en el país., el cual señala que el 40 % de los internos en cárceles tradicionales duermen en el suelo.

Este informe da cuenta de los desafíos que tiene el Estado, el sistema de Justicia y Penitenciario, frente a las diversas situaciones que se viven en las cárceles dominicanas, y del inminente riesgo a la violencia, vida salud, incendios, motines, fugas, maltratos y violación a la integridad que enfrentan las personas privadas de libertad.

En 2021, un total de 27,315 personas se encuentran  privadas de libertad dentro de la de las 19 cárceles del modelo tradicional y de los  27 centros del modelo nuevo de gestión penitenciaria.

El informe releva la existencia un excesivo de prisión preventiva, una gran cantidad de personas con problemas de salud física y mental, diversas carencias dan imposibilidad de garantizar la reinserción social a las personas detenidas. De igual forma, se advierte que la institucionalidad del sistema carcelario estaría debilitada por la disminución de su presupuesto, poco personal técnico y de custodia.

Asimismo, se da cuenta de las lamentables condiciones de detención a raíz del hacinamiento como es el caso de la cárcel de la victoria que fue construida para alojar a 2,103 personas y al momento del levantamiento habían 7,625 internos, seguido de otras cárceles con la misma situación como la de Bani, azua, San Juan de la Maguana y Barahona; en cuanto a las cárceles de Salcedo, nagua y Samaná no podemos hablar de una verdadera separación entre hombres y mujeres lo que conlleva a una verdadera vulneración al derecho a la intimidad y al honor; infraestructura deficiente; atención médica negligente, y en cuanto a la alimentación aunque ha mejorado aún sigue siendo inadecuada.

El gran problema en República Dominicana, no radica en los Centros Penitenciarios (Modelo Nuevo o Tradicional) como forma de control, sino que la política que el Estado plantea para el respeto de los Derechos Humanos, y lo que se lleva a cabo en la práctica son hasta cierto punto, dos caras de una misma moneda.

En el informe, hicieron varias recomendaciones, siendo una de ellas que las autoridades deben gestionar con las autoridades penitenciarias para que los internos sean reubicados en aquellos lugares donde existen nuevas construcciones de CCR, o que puedan lograr sus equipamientos para tales fines

Asimismo, aumentar la calidad y cantidad de los alimentos en los Centros Penitenciarios, tomando en cuenta los que requieren una dieta especial; que en todos los centros de privación de libertad se cumpla con el sistema progresivo de tratamiento que establece la Ley 113-21; y gestionar y establecer de manera permanente en los centros programas educativos, brindándoseles además oportunidades labores.

 

Articulos Relacionados